Hola

Bienvenidos

Síguenos

El uso del chupón

El uso del chupón

Los chupetes son pezones artificiales y pueden confundir al bebé, desembocando en una succión ineficaz al pecho. Los chupetes disminuyen la cantidad de tiempo que el bebé mama y esto puede afectar la provisión de leche de la mamá.

Los especialistas coinciden en que el uso de este artefacto puede desencadenar problemas dentales.

Definitivamente el chupón no es recomendable, ya que no le aporta beneficios al niño; le genera placer porque succiona con la boca, chupa y realiza movimientos musculares similares a lo que hace cuando se alimenta con el seno materno, pero en realidad no satisface sus necesidades de atención y, en cambio, le trae problemas a corto y largo plazos

El chupón es, además, antihigiénico. Muchos niños lo llevan colgado del cuello con una cinta misma que puede lastimar al pequeño con un tirón cuando se atora con alguna manija o mueble, de modo que está en contacto permanente con el ambiente y se convierte en un depósito de microorganismos dañinos.

Y en realidad el chupón si puede ocasionar deformaciones en el arco dentario, la mandíbula y maxilares, además de que su abuso puede afectar el crecimiento de los dientes.

El chupón se debe retirar antes de que el bebé cumpla el primer año de vida, ya que entonces se puede modificar su conducta sin que se sienta afectado.

El uso frecuente de chupetes puede crear pequeños “adictos” a los que rara vez se ve sin su “enchufe” en la boca. El abuso del chupete también puede crear problemas de lactancia, así que es útil que las madres preocupadas por su provisión de leche o con bebés evasivos a tomar el pecho reconsideren sus decisiones sobre el chupete y el biberón.

Algunos especialistas comentan que Chupar un chupón puede disminuir el riesgo de su bebé de tener síndrome de muerte súbita del lactante, si el bebé usa el chupón durante la siesta o durante la noche.

Los bebés experimentan una sensación de seguridad derivada de la succión. Les relaja y tranquiliza porque consiguen una sensación placentera y reconfortante. Por este motivo, no se le debe forzar a interrumpir este chupeteo.

El chupete ideal

  • Chupete de una pieza Escudo protector adecuado
  • Escudo semirrígido
  • Escudo con agujeros antiahogo
  • Anillo para tracciónarlo

Quitarlo no es fácil, por lo que necesitamos hacerlo en forma gradual, para esto se debe dejar que lo use sólo en situaciones específicas, como antes de dormir o en momentos de estrés, y para el resto del día enseñarlo a manejar la presión de otra forma y darle mucho apoyo emocional, al mismo tiempo que se refuerza su autoestima y festejar los logros diarios, una vez que lo haya abandonado se debe ser firmes y no dárselo nunca más.

Cuando haya que limpiar el chupón

  • Revisarlo para estar seguros de que la tetina está firmemente unida al mango y no se está deteriorando.
  • Reemplazar el chupón tan pronto la tetina empiece a mostrar signos de desgaste. Una tetina que se sale disparada o se rompe puede representar un peligro de asfixia.

En conclusión, aquí tenemos algunos consejos para su uso:

  • El chupón no debe ser sustituto del pecho materno.
  • Cuando el niño llora, hay que intentar conocer el motivo del llanto antes de ponerle el chupón.
  • El chupón debe ser un objeto de consuelo temporal para el niño, nunca debe convertirse en un objeto insustituible.
  • Los pediatras aconsejan el uso del chupón una que otra vez, pero nunca como un recurso fácil para calmar el llanto del bebé, ni como sustituto del alimento.

Sin embargo, es la madre la que conoce mejor a su bebé.

2 Comentarios
  • Tai_fan2
    Posted at 03:45h, 29 septiembre Responder

    que es muerte subita del lactante?

  • Pingback:¡Feliz Navidad! | Mamá Extrema
    Posted at 20:21h, 26 abril Responder

    […] entre Hermanos, Los niños y las Vitaminas, Hora de ir al baño, Salud Dental, Uso del Chupón, Uso del Biberón, Evaluación del Recién […]

Publica un Comentario