Hola

Bienvenidos

Síguenos

Métodos para calcular los días fértiles

Métodos para calcular los días fértiles

Existen diversos métodos para identificar cuando estamos en los días fértiles para poder embarazarnos, aquí te mostramos cómo calcular y ocupar diversos métodos como: El método del ritmo o calendario, el método de la temperatura basal o rectal y el método del moco cervical o Billing, utiliza el que más te convenza.

El método del ritmo o del calendario

Consiste en identificar los días fértiles utilizando el calendario. En las mujeres con ciclos regulares, por ejemplo, de 28 días, el periodo fértil se extiende desde el día décimo al día vigésimo del ciclo.

¿Cómo se calculan los días fértiles?

El primer día del ciclo es aquel en que se produce la menstruación siguiente. Si la última menstruación comenzó el 10 de abril, la próxima le vendrá el 8 de mayo. Si restamos 15 días al 8 de mayo resulta el 24 de abril la fecha probable de ovulación. Los días fértiles son 5 días antes y 5 días después de 24 de abril, es decir desde el 19 al 29 de abril.

Estos días son siempre aproximados porque el ciclo menstrual puede variar por muchos motivos, aún en mujeres que tienen ciclos regulares. Es importante saber que el óvulo vive entre 12 y 24 horas y que los espermatozoides sobreviven entre 3 y 6 días.

El método de la temperatura basal o rectal

Consiste en identificar los días fértiles tomándose la temperatura. Cada mañana la mujer debe tomarse la temperatura introduciendo el termómetro en el ano o en la boca en ayunas y antes de levantarse. Durante los días siguientes a la menstruación la temperatura es baja, y desciende aún más justo antes de la ovulación, para aumentar el mismo día de la ovulación, persistir elevada de 48 a 72 horas y desciende gradualmente hasta la siguiente menstruación.

Los días fértiles son los 5 días anteriores y los 5 días siguientes a la ovulación. El periodo de seguridad (en él es posible tener relaciones sexuales con penetración) debe calcularse a partir de 5 días de la temperatura más alta y hasta la siguiente menstruación. Para obtener mediciones correctas, se necesita un termómetro de buena calidad, en general son de aproximadamente medio grado. Cualquier tensión nerviosa, resfriado, desvelo y otras causas, puede producir cambios en la temperatura y alterar el registro.

El fundamento lógico en el que se basa esta técnica es el efecto termogénico de la progesterona, así como el inverso provocado por altos niveles circulantes de estrógenos. Durante la primera fase del ciclo menstrual, antes de la ovulación (que ocurre en un ciclo estándar de 28 días alrededor de la mitad del mismo), predominan niveles crecientes de estrógenos, manteniéndose temperaturas mas o menos estables.

En el día previo a la ovulación, la producción de estrógenos alcanza su nivel máximo, produciendo un breve pero brusco descenso de la temperatura corporal. A las 24 horas de producida la ovulación, el cuerpo amarillo, organismo que reemplaza al folículo ovárico luego del estallido ovulatorio, comienza a producir niveles crecientes de estrógenos y progesterona.

Justamente, la elevación progresiva de los niveles circulantes de esa segunda hormona (la progesterona) determina un ascenso de la temperatura corporal que ha de mantenerse hasta cerca de la siguiente menstruación, cuando la misma disminuye abruptamente. Si se ha producido un embarazo, la producción de progesterona continuará aumentando día a dia, y la temperatura no descenderá.

El método del moco cervical o Billing

Consiste en identificar los días fértiles observando los cambios (en el color y la densidad) que se producen en el moco cervical (flujo). Después de la menstruación hay unos días de sequedad (ausencia de moco que sale de la vagina).

Luego comienza a aparecer una mucosidad pegajosa y cierta sensación de humedad, lo que indica que ha empezado el periodo fértil. Cada día que pasa el moco se torna más elástico y lubricante (son los días de máxima fertilidad) hasta llegar al “día pico”, a partir del cual el moco vuelve a ser más opaco y pegajoso. Estos son días de fecundidad posible aunque decreciente. Desde el cuarto día posterior al “día pico” empieza el periodo infértil, ésto es, el periodo de seguridad. Durante estos días puede haber sequedad o moco opaco. Pero es preciso recordar que algunos factores no relacionados con la fertilidad o infertilidad de los días del ciclo pueden producir alteraciones del moco cervical: el estrés puede retrasar la ovulación o suspenderla, una infección o alguna enfermedad pueden alterar el flujo, lo mismo que algunos medicamentos.

Este método es útil tanto para buscar el embarazo como para evitarlo, comprendiendo que en medicina nada es exacto y que las variaciones en los ciclos menstruales y la duración de los períodos fértiles son muy frecuentes.

Para evitar el embarazo se sugiere no mantener relaciones sexuales (o hacerlo empleando un método alternativo como el preservativo o el diafragma) desde cinco días antes de la ovulación. Para quedar embarazada, se sugiere por el contrario mantener relaciones sexuales coitales día por medio durante los seis días previos a la ovulación.

Ahora bien, ¿Cómo ayuda el método de la temperatura basal a determinar la fecha ovulatoria? Se propone el registro de la misma diariamente durante tres meses. Luego, trasladar los valores diarios a tres gráficos, uno por cada mes, y determinar la curva. Observando el nadir pre-ovulatorio y el ascenso post-ovulatorio inmediato se puede calcular aproximadamente el momento ovulatorio. Se entiende que solo aquellas mujeres con reglas muy estables y regulares pueden guiarse con cierta seguridad mediante este método con fines anticonceptivos. A los fines contrarios, en realidad basta con mantener relaciones sexuales desde aproximadamente diez días contando a partir del primer día de la menstruación hasta que se compruebe el ascenso de la temperatura corporal.

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     REFERENCIA:

                                                                                                                                                                                                                                                                                                            Dr. Claudio Chillik    y    Dr. Edgardo Rolla

3 Comentarios
  • Thalyfresy
    Posted at 15:32h, 03 noviembre Responder

    llevo 5 meses intentando quedar embarazada y no lo eh conseguido soy irregular tengo 18 años mis 5 ultimas reglas fueron el 17 de junio el 22 d julio el 25 d agosto el 25 de septiembre y el 27 de octubre ia me hice un chekeo y mis ovarios estar muy bien porfa ayudeme con mis dias fertiles o q puedo hacer pra quedar embarazada

    • Chuy
      Posted at 18:57h, 05 noviembre Responder

      Hola buen día, ya que te has checado y que tus ovarios están bien, si se te dificulta el identificar tus días fértiles, te puedo aconsejar que cheques la parte del artículo donde menciona “el método del moco cervical” que es muy sencillo de identificar pues conoces tu cuerpo y se diferencia de los demás, esos son tus días fértiles, si ya intentaste varios tips que son los que te podemos dar, lo mejor que puedes hacer es ir con tu médico y él te dirá que hacer, cual es tu problema y como solucionarlo. Muchas gracias por tu confianza y esperamos nos compartas lo que tu médico te indique. Saludos.

  • online education
    Posted at 03:43h, 28 julio Responder

    You have some good ideas. Continue the great work.

Publica un Comentario